15 ago. 2016

Malabares vacacionales

Estoy teniendo un verano bastante atípico, normalmente me gusta ser muy organizado. No soy un maniático de esos que se tiran todo el día ordenando y limpiando ni alguien cuadriculado porque ante todo mi naturaleza tiende al pragmatismo como si fuera un centro gravitatorio. Me gusta ser organizado porque así gestiono mejor mi tiempo pero si ser organizado me supusiese un esfuerzo titánico y tener que estar pensando continuamente en lo que tengo que hacer lo hubiera dejado, precisamente mi sentido del orden me evita esos quebraderos de cabeza normalmente.

Con las vacaciones por supuesto no soy diferente, no soy de los que se tiran todo el año pensando que hacer en las próximas vacaciones y que empiezan a organizarlas con muchos meses de antelación. Por poner un ejemplo en junio me fui a Suecia unos días y aunque tenía pensado el viaje no me puse en serio hasta diez días antes de irme. Y cuando viajo con gente que si vive la organización de un viaje como un auténtico ritual intento inmiscuirme lo menos posible, porque así soy, parsimonioso hasta la náusea y reconozco que me gusta demasiado hacer mis cosas a mi manera, si por el motivo que sea no puedo encargarme de algo mío porque toca delegar prefiero no estar en medio para no amargar a los demás con tres mil indicaciones.

Esto viene a cuento de que este verano he tenido que ir cambiando mis planes casi sobre la marcha por una conjunción de circunstancias. Por norma estos cambios de planes me hacen la misma gracia que meter la mano en la licuadora pero en esta ocasión me he dedicado a hacer los cambios necesarios (a veces incluso de un día para otro) sin inmutarme, en parte porque estos últimos meses han sido muy intensos y necesito pisar un poco el freno y descansar y en parte porque me decía a mi mismo "no te encabrones que estás de vacaciones".

Además estos cambios más que suponer una molestia me acaban trayendo gratas sorpresas como reencontrarme con un rollete que tuve y con el que me distancié por un malentendido. De hecho lo ví en junio en Madrid pero no le dije nada en parte porque me daba un poco de pereza y en parte porque no quería forzar la situación y en cambio me ha sorprendido él cuando me vio en Málaga hace apenas unos días. También me encontré en un cumpleaños con una amiga que había regresado a su país y que no había vuelto a ver desde que se fue hace un par de años.

Pero lo mejor de este verano ha sido desvirtualizar a Filogelos después de tantos años, como todo en este verano de manera más bien improvisada. Muy agradecida la ruta turística por Granada, ya que aunque conozco bien la ciudad me llevó a lugares que nunca había visto o en los que sólo había pasado de largo, en una inmejorable compañía. No faltaron temas de conversación porque los dos empezamos en la blogosfera casi al mismo tiempo, hace unos ocho años ya y con blogs que hace tiempo dejaron de existir, en mi caso por la necesidad de cerrar una etapa. Lo mejor de todo es que después de tantos años no me he llevado ninguna sorpresa desagradable, al contrario, me he encontrado al Filogelos que llevo tratando todo este tiempo, un tío inteligentísimo con una conversación muy interesante, unos impresionantes ojos azules, bastante guapete y muy natural. Espero que para la próxima no pasen otros ocho años ;)



Oh Mother North, eyes like blue sapphires.
I'm lost in your wilderness, in your arms.
From your love my heart has been forged.
Eternal nights, to Everlight, to winter's throne.

Niin laulut Pohjolan kun sammuu, hiipuu hiljaa.
Hallatar kun viljaa lyö, ja yö tuo kuninkaan tuon talven maan.
Niin routaan kaivetaan, lepoon oman maan.
Ja laulut Pohjolan mukaan vain saan.*

Oh Mother North, lakes like blue sapphires.
Under your skies, into the wild, I drown my sorrows.

Niin laulut Pohjolan kun sammuu, hiipuu hiljaa.
Hallatar kun viljaa lyö, ja yö tuo kuninkaan tuon talven maan.
Niin routaan kaivetaan, lepoon oman maan.
Ja laulut Pohjolan mukaan vain saan.

At the midnight hour of sacred light.
The magic of these woods, so alive.

The shadows of the giants in a silvery dark light,
from the snowy trees ahead.
And their slow march closer to the flaming night skies,
to touch the tail of fire.

But their roots hold the secrets, these melodies.
Echoes from the past, nothing here will last.
But the songs from your journey,
you will bury with your heart.

Niin laulut Pohjolan kun sammuu, hiipuu hiljaa.
Hallatar kun viljaa lyö, ja yö tuo kuninkaan tuon talven maan.
Niin routaan kaivetaan, lepoon oman maan.
Ja laulut Pohjolan mukaan vain saan.

* (Entonces las canciones del norte se apagan, se desvanecen en silencio
Las heladas vencen a las cosechas y la noche trae al rey del invierno a la tierra
Entonces el hielo excava, descansando en su país
Y las canciones del norte solamente obtienen lo que les corresponde)

Muchas gracias a Lydia por la traducción del finlandés

19 comentarios:

  1. No metas la mano en una licuadora. No da placer ni nada, luego ademas salpica mucho y no es plan.

    Wau, ocho años enserio, parecen toda una eternidad, de echo es lo mismo que llevo yo con mi pareja. No se cuando los cumples pero felicidades chico!. Y me alegro mucho porque el encuentro haya sido tan bueno, hasta el punto de tan interesantes comentarios en los dos blogs. Di que si, la próxima antes, con lo hermoso que es Graná.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. me has recordado a aquello de qué es amarillo y luego rojo? un pollito en una licuadora, jejeje.

      las manos de Cristian deberían de estar aseguradas, son preciosas

      Eliminar
    2. Sí, y si no hubiera chapado mi primer blog haría nueve años el mes que viene. Me acuerdo perfectamente porque el año anterior estuve trabajando en Noruega y a primeros de ese año lo dejé con mi primer novio.

      Filogelos, a este paso voy a pedir que cuando me muera me tapen entero en el velatorio y sólo dejen fuera las manos jajajajaja. Ya te dije el truco: no morderse las uñas. ;)

      Eliminar
    3. si es que paso más nervios que Marco en Sorpresa Sorpresa :(

      Eliminar
    4. Claro que si viva el humor!
      Felicidades a los dos por usar tan bien los dedos... encima del teclado!.

      Eliminar
  2. SG dijo...

    Las sorpresas llegan cuando no figuran en nuestros planes. Mucho mejor cuando son sorpresas gratas, y los rolletes del pasado mantienen las brasas encendidas. Del paseo con Filogelos me he enterado leyendo su blog y me ha creado el deseo de conocer ese cementerio ubicado en tan romántico sitio.
    Besos
    Ayax

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El cementerio esta en ls guía europea de los cementerios, voy a subir a mi owncloud las fotos y las voy a pasar para que las veas. Te lo pondré aquí o en tu blog.

      Eliminar
    2. El cementerio es una preciosidad salvo una escultura muy creepy que hay de unos niños que podría salir en cualquier peli de terror de serie Z.

      Lo del rollete ha sido algo totalmente inesperado, nos llevábamos muy bien pero un malentendido se cargó toda la magía. Ya no es lo mismo que antes pero en cualquier caso me alegro mucho de que volvamos a estar en contacto.

      Besos.

      Eliminar
  3. Jo, estoy rojo como una lechuga! muchas gracias por tus palabras, a ver si el próximo encuentro no se hace tanto de rogar.

    PD:ve al oculista ya, tienes salvación, estás a tiempo :p

    fdo:Rasputin

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si vuelven a pasar otros ocho años ya sería como para que nos fusilen. Nah, ya ha pasado lo más difícil, seguro que para la próxima no pasa taaaantooooooo tiempo.

      Ya verás como le acabas dando la razón a todos con lo de Rasputín. ;)

      Eliminar
  4. Siempre es bueno dejar algo a la improvisación, la verdad. Mira, a mí este año me ha tocado organizarlo y... ¡ES HORRIBLE! Siempre se encarga "M", que para eso es muy austriaco y lleva GPS incorporado. Pero... bueno, a veces toca remangarse. Creo que él estaba preocupado por mi sentido de la improvisación, pero mira, si acabas en una cuneta, ¡Pues relájate y disfruta! Es lo que hay. jejeje.

    Salvando las distancias con tu relación virtual con Fil0, a ver si nosotros también nos tomamos unas cerves y nos ponemos cara. Ahora estoy sabático :P

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hombre, si nos ponemos así mejor acabar en una cuneta que no en un lado rodeado de juncos como Laura Palmer, así que no, lo de la cuneta no está tan mal jajajaja.

      Hombre, todo es hablarlo, a fin de cuenta me pillas mucho más cerca que Filogelos. ^.^

      Eliminar
  5. Si los cambios no han supuesto que las cosas vayan a peor, ni tan mal. Leyéndote no me ha dado esa impresión.

    Yo estoy teniendo un verano muy ameno, no me quejo.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, quitando que siempre lo paso fatal con el calor está siendo un buen verano. Ni siquiera me ha dado todavía una bajada de azucar.

      Abrazotes.

      Eliminar
  6. Pues mira yo creo que al final de estas cosas improvisadas acaban surgiendo las mejores historias y al final parece que mal no fue la cosa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No te voy a negar que he empezado cagándome en todo con tanto cambio pero al final está saliendo todo mucho mejor de lo que me esperaba.

      Eliminar
  7. Soy el altiplanificación. A mi me gusta llegar el día y salir... y buscarme la vida en todo. Así hice con dos amigas un viaje a Euskadi, pasamos parte del tiempo buscando alojamiento. Sin embargo, las últimas salidas han sido totalmente planificadas... aunque me ha costado, no te vayas a pensar.

    Bicos Ricos

    ResponderEliminar